Radio Guatapurí 740 AM

A+ A A-

El departamento nacional de estadística, DANE, reveló el comportamiento del mercado laboral durante el mes de julio, Según el DANE, la tasa de desempleo en este mes fue de 9,7%, mientras que en el mismo mes del año pasado fue de 9,8%.

Por su parte, la tasa de participación en julio de 2017 fue de 63,7% y la de ocupación se ubicó en 57,5%. Mientras que en el mismo mes de 2016, la tasa de participación había sido de 63,6% y la de ocupación 57,3%.

Para este periodo, los sectores que más jalonaron la creación de empleo durante julio fueron actividad inmobiliaria y el agro, "En cuanto a actividad inmobiliaria se registra un 5.8% y en agricultura un 5.6%, otras ramas como exploración de minas, suministro de energía presentó un incremento de 5.2%, también se registra el alza de industria manufacturera de 3.7%, completa 11 periodos de crecimiento; por otro lado, decrecimiento registran construcción y restaurantes,  hay que mencionarlo porque ha desmejorado este último sector siendo el que siempre registraba en el país la mayoría de ocupados, pero resulta que en las ultimas mediciones no le va muy bien, no esta en su mejor momento de consolidación, el dato es bueno, a nivel general, dentro de lo que se espera porque todo apuntaba a que estaríamos por encima del 10%, además porquejulio es un mes pesado" explica José Antonio Larrazábal.

La cifra es menor a la del año inmediatamente anterior, hoy 22 millones 73 mil personas se registran ocupadas, este es el dato más alto del mes de julio desde que se realiza la medición del Dane, "es el mas ocupado de julio de todos los análisis que se hacen desde el 2001, con una diferencia de 373 mil personas ocupadas, en el tema del trimestre móvil desocupación esta en 9.3% mientras que en el 2016 estaba en 9.2%,  en medición de 12 meses, estamos a un mes de completar un año en un solo digito" indica el analista económico.

Lo cierto es que la cifra le cae bien al Gobierno Nacional, sobre todo porque se temía o esperaba que podría ser mayor, en el tema de ciudades, de las 23 urbes donde se hace la medición, 12 ascendieron y 11 descendieron, el panorama es practicamente el mismo, las que registran mayor cifra de desempleo están Quibdó con un 16.6%; Cúcuta 16.3%; Armenia 14.2%; entra en el cuarto lugar Riohacha con 13.7% la cual la convierte en la tasa de desempleo mas alta de la costa.

En las ciudades con menor desempleo persisten Bucaramanga con 7.1%; Santa Marta, que ha sido la sorpresa, "ha repuntado en materia generación de empleo hoy presentan un 8.5% esta medición de desempleo y está Barranquilla con 8.8%, en esta ciudad podemos mencionar que esto habla muy bien de la tasa que maneja de empleo,  a Valledupar no le va muy bien, con 12.4% es la séptima ciudad en materia de empleo mas alta incluso que la del año anterior, lo que muestra esto es que en el trimestre viene siendo producto de muchísimos factores y tiene que ver con el tema de inversión de regalías, sin duda alguna el recorte de estas incide en lo que se venía gestando en la ciudad, el tema es notorio, esta es la mas alta de los últimos 10 años en materia de desempleo, es positivo que tasa de ocupación y participación han ido en aumento en la ciudad, muchas mas personas buscan empleo, lo que engrosa el mercado laboral eso muestra que puede haber mejora en la mecánica laboral" indica larrazábal.

Puede escuchar análisis aquí:

Publicado en Economica

Esta semana se dieron dos noticias importantes. Mientras la compañía analista estadounidense Bloomberg ubicó al país en su lista de las quince peores economías del mundo, el reconocido medio británico, The Telegraph, aseguró que la nación pasó de ser un estado fallido a florecer como una de las más poderosas en la región. Dos posturas que abren la discusión sobre la real situación de la economía colombiana y sus indicadores.

Llama mucho la atención la calificación de Bloomberg, que en su ranking ubica a Colombia en el puesto 12 como una de las economías más miserables del mundo, mientras The Telegraph reveló cifras importantes, sobre todo orientadas al crecimiento de la economía y la reducción de la pobreza.

Según el analista económico de La Tribuna del Cesar, José Antonio Larrazábal (Escuchar audio), “en efecto, las posiciones de ambos analistas son opuestas, aunque  las mediciones son muy diferentes. Cabe anotar, que la calificación de Colombia dentro de las 15 peores economías del mundo, parece más un titular de prensa mal traducido, ya que la agencia Bloomberg establece un índice de miseria, es decir, trata de medir cómo va el tema de pobreza absoluta en cada uno de los países en donde hace la medición”.

En ese sentido, aquí se origina un error porque la prensa está indicando que Colombia está dentro de las 15 economías peores del mundo, lo que realmente no es lo que está diciendo la agencia, ya que lo que mide Bloomberg es la miseria en estos países.

No obstante, Colombia se ubica en el puesto 12 de los países que pueden enfrentar mayor miseria en el 2015, porque la medición la hace tomando la tasa de desempleo y sumando el índice de inflación.

En ese sentido, Colombia le va muy bien en inflación y a lo largo de muchos años el Banco de la República ha hecho una tarea muy ortodoxa en el control del Índice de Precios al Consumidor, IPC, y lo ha logrado, pero también es muy cierto que en la tasa de desempleo no le va muy bien, aunque el gobierno se la pasa celebrando con estos descensos frecuentes que ha tenido la tasa.

“Sin embargo, cuando comparamos a Colombia con los países vecinos, todavía está lejos de tener tasas de desempleo por debajo del 6% como lo tiene el resto de Latinoamérica, con excepción de Venezuela y de Argentina. Es decir, a nuestro país no le va bien simplemente por la tasa de desempleo, porque es alta para el promedio que se está manejando en la región”, agregó el experto.

De otra parte, otro de los aspectos que hay que indicar del estudio, el cual se hace alrededor de 51 países, es que no es cierto que se estén midiendo todas las economías del mundo, sino que se toman las 51 mejores economías, de acuerdo a la visión de Bloomberg, y hacen el ranking de las 15 que le va peor en términos de miseria y de las 15 que les va mejor.

En últimas, al análisis le falta un poco de fondo de la prensa especializada colombiana, ya que al parecer se atuvieron al titular que saco la agencia y de hecho fue mal traducido.

De otra parte, al comparar a Colombia con otras economías en vías de desarrollo, porque si bien es cierto que América Latina sufre un retraso, hay quienes aseguran que su situación actual ha sido mal entendida por las firmas calificadoras de riesgo.

Al respecto, cuando América Latina estaba en el ‘boom de las materias primas”, es decir, cuando el petróleo estaba a buen precio, cuando el carbón se movía muy bien y otros minerales, el mundo y sobre todo las calificadoras de riesgo afirmaban que el futuro estaba en Colombia, y que los países emergentes estaban liderado desde Latinoamérica por todo el jalonamiento que tenia la economía desconociendo que era estrictamente jalonado por la explotación de recursos naturales y no de un proceso de diversificación económica.

“Ahora como está sucediendo todo lo contrario, porque ya se demuestra que las cifras no van muy bien y hay un conato de crisis, se evidencia otra realidad a aquellos elogios que venían haciendo hace algunos años. Evidentemente lo que puede estar pasando es que la lectura no se ha hecho de la manera más objetiva, sobre la base de que el crecimiento anterior fue fundamentado específicamente en el sector minero, lo que produjo una especie de ‘burbuja’ que dio para que se pensara que el crecimiento iba a ser sostenido en el tiempo”, añadió Larrazábal.     

Finalmente, cada vez que el Dane publica datos relaciones con los principales indicadores de nuestra economía, estos son publicados como ‘cifras históricas’ y claramente el Gobierno Nacional las destaca como logros suyos.

En ese aspecto, es incuestionable que parte del crecimiento que se tuvo años atrás fue porque el precio del petróleo y la producción subieron y ahí se aprovecha estas circunstancias; sin embargo, no se puede negar que el gobierno ha hecho unas tareas bien significativas, al igual que el Banco de la República, como rector de la política monetaria, ha hecho también la gestión que le ha correspondido.

Puede escuchar el audio aquí:

Publicado en Economica

Para conocer cuál es grado de sismicidad de Valledupar, la Secretaría de Minas del Cesar estará adelantando una investigación para determinar si esta es alta o baja en la capital del Cesar.

El estudio será realizado por el Servicio Geológico Colombiano con el Observatorio del Caribe, contacto que se logró en Cartagena  y que se tramitará  a través del Sistema General de Regalías y los fondos de ciencia de investigación.

El secretario de Minas, Pedro Díaz manifestó que próximamente al casco urbano de Valledupar se le hará un estudio de microzonificación sísmica, que consiste en hacer una evaluación de la sismicidad actual para validar la zona y así establecer las normas de construcción sismo resistente.

Otra de las inquietudes de la Secretaría de Minas es la de conocer el estado actual de las aguas subterráneas del corredor minero del Cesar,  teniendo en cuenta que las grandes excavaciones por la extracción del carbón  han producido un efecto de reducción del líquido en la zona lo que podría afectar a los acueductos de La Jagua de Ibirico y Chiriguaná, ya que parte del abastecimiento de la comunidad depende de estas aguas.

 

Publicado en Generales

El Consejo Privado de Competitividad (CPC) y la Universidad del Rosario, publicaron el Índice Departamental de Competitividad 2013, el cual mide las piezas estratégicas que conformarían una Colombia más competitiva.

Según el analista económico de La Tribuna del Cesar, José Antonio Larrazábal (Escuchar audio), “este índice mide diferentes aspectos que inciden sobre el nivel de competitividad de los departamentos de Colombia y también replica el modelo o la medición que hace el Foro Económico Mundial con su índice de competitividad. El índice hace su medición en 21 regiones y en la ciudad de Bogotá a través de 85 variables”.

En este sentido, el estudio se hace sobre tres factores: las condiciones básicas, las eficiencias y sofisticación e innovación; esto lo soportan 10 pilares con 81 variables cada una.

En cuanto a las ‘condiciones básicas’ se mide el tema de las instituciones tanto públicas como privadas, la infraestructura, tamaño del mercado, educación (básica, media y superior), salud y medio ambiente.

En cuanto a la ‘eficiencia’ se mide el tema de educación superior y que tan eficiente es el mercado, y en ‘sofisticación e innovación’ el índice mide todo lo que tiene que ver con innovación, creatividad, inversión en ciencia y tecnología y diversificación.

“Cabe resaltar, que es muy importante que se tomen en cuenta este tipo de estudio, porque es una medición que va a las regiones y especifica claramente cuáles son los puntos sobre los que puede haber fortalezas y sobre los cuales hay que trabajar en cada uno de los departamentos y además, es un informe que hay que estudiar con detenimiento porque como toda medición puede faltarle algo”, expresó el analista José Antonio.

De acuerdo con la medición, la región más competitiva del país es Bogotá, ya que es primer lugar en los tres factores (condiciones básicas, eficiencias y sofisticación e innovación), seguida de Antioquia, Santander y Caldas.

En efecto, Bogotá y Antioquia ocupan los primeros lugares y son los departamentos que se llevan la mayor parte en todo lo que tiene que ver con transferencia e inversión, pues son las regiones que están generando mayor competitividad en Colombia.

“No obstante, en cuanto a los primeros lugares de la medición, los grandes perdedores deben ser Valle del Cauca y Atlántico, porque deberían de estar entre los cuatro o cinco primeros, teniendo en cuenta los factores de inversión que hace el Gobierno Nacional, la generación de empleos y la industrialización que hay en esas regiones, ya que pareciera que no se viera reflejado en competitividad, porque no les va muy bien o por lo menos no están en los lugares que deberían de estar”, sostuvo el experto.

En este sentido, Valle del Cauca se ubica en un séptimo lugar, lo cual no es muy bueno para un departamento que es agroindustrial y en donde se mueve mucho la industria de Colombia; y Atlántico, que está en el puesto diez, no le va bien teniendo en cuenta que los TLC’s y el comercio se mueve mucho en esta región.

Respecto de los departamentos que les fue peor en la medición, la última región en competitividad en Colombia es La Guajira, con serios problemas en educación de calidad y cobertura, seguida de Córdoba y Magdalena.

“En cuanto al Cesar, este departamento es puesto 16, porque en el factor de ‘condiciones básicas’ le fue bien, ya que esta en el lugar 12, pero en eficiencia y sofisticación e innovación está muy mal, debido a que se ubicó en el puesto 21 y 19 respectivamente; esto se debe a que hay poca diversificación de la economía y la región es dependiente del sector minero-energético, lo cual afecta en cuanto a competitividad en el Cesar”, indicó el economista Larrazábal.  

Sin embargo, hay que resaltar que en el estudio de competitividad en el departamento se muestra que es el segundo en cobertura de salud en todo el país, es decir, que después de Bogotá sigue Cesar, lo cual es muy paradójico teniendo en cuenta las diferentes quejas que se escuchan del sector localmente.

Finalmente, entre los datos que ofrece esta medición, están las fortalezas de cada departamento y aquellos aspectos que habría que mejorar para poder ofrecer los productos de mejor manera. En el caso del Cesar, las fortalezas que tiene la región y que fueron tenidas en cuenta durante la medición son: el pago de impuestos, la inversión en salud pública, cobertura de vacunación de tipo viral y cobertura de aseguramiento en salud.

Sin embargo, se deberían concentrar los esfuerzos en la educación, ya que el estudio arroja que en el Cesar deben de haber mucho más profesionales con Posgrados que generen valor agregado a la mano de obra que se desarrolla en el departamento; trabajar en el alto costo de la energía eléctrica y la prestación del servicio de energía, ya que según el informe es un factor de debilidad, porque es muy costosa y no es la mejor prestación, lo cual incide en la competitividad de la región, y mejorar en cuanto a las instituciones de educación superior que no tienen acreditación de alta calidad, una tarea que deben abocar todas las universidades tanto públicas como privadas en el departamento.

Puede escuchar el audio aquí:

NOTICIAS RELACIONADAS

Colombia sigue estancada en cuanto a competitividad

Colombia continúa con tareas pendientes en competitividad

Ciudades colombianas siguen mejorando su clima de negocios

Publicado en Economica

Visit the new site http://lbetting.co.uk/ for a ladbrokes review.

COPYRIGHT © 2012 RADIOGUATAPURI.COM

Calle 17 No. 15-67 Tel: (5) 5712371 móvil 320 549 00 99 Valledupar – Cesar – Colombia
E-mail: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Design © Lestmar Ingeniería| Radio Guatapurí. Todos los derechos reservados.