Radio Guatapurí 740 AM

A+ A A-

Edgardo Mendoza (107)

Con el fin de que vallenatos y cesarences conozcan mejor a quienes piensan gobernarnos y decidan libremente el 25 de octubre, esta columna presentará aspectos de cada uno de los candidatos a la Gobernación del Cesar y Alcaldía de Valledupar.

Iniciamos con las damas, por caballerosidad; por tanto Imelda Daza Cotes es nuestra primera invitada. Avalada a la gobernación  por el partido Alianza Verde -o como se llame hoy-, quisimos conocer sus puntos de vista para el  desarrollo de esta tierra de cambios y encantos. Imelda es Economista, profesora universitaria, líder política vallenata, respetuosa de opiniones y controversial. No está investigada por organismos de ningún tipo y lo mejor recuerda el departamento, pues desde su creación vive en él.

Tiro de chorro (TCH): Doctora Imelda, bienvenida a su tierra y gracias por sacar de su agenda el tiempo para ésta entrevista.

Imelda Daza (IDC): Muchas gracias amigo periodista, me siento a gusto volver a  mi tierra, luego de algunos años, pero lo que encuentro son problemas por resolver, aquí los cien años de soledad siguen intactos.

TCH: Cuénteme candidata, ¿por qué su larga usencia  y dónde estaba?

IDC/ Estuve en Europa por casi 30 años, estudiando y preparándome para gobernar al Cesar, fui víctima de la violencia y ahora regreso con nuevos bríos. Bríos de europeos que llaman, jaja.

TCH: No piensa que es difícil entusiasmar a un Cesar con tanto problema y una generación distinta. ¿Quiénes serán sus nuevos asesores para el reto?.

IDC/ De inmediato contacté a líderes de mi entera confianza, Darío Quintero Patiño, Mauro Tapias, José Antonio Murgas, el mismo pariente Alfonso Araujo Cotes, y entre las mujeres tengo en primera fila a “La Polla” Monsalvo, María Inés Castro de Ariza y los consejos de la Niña Pava me serán muy útiles..

TCH: Aclaremos, son dirigentes de otros partidos. ¿Cómo logró traerlos a la verde?

IDC/ (risas) si, algunos nos  dicen viejitos verdes, pero ahora con tanta cosa rara en el mercado buscaremos fuerzas para revivir al Cesar, también incluiremos jóvenes como Evelio Daza, que aglutina un importante sector del partido y los juveniles le siguen.

TCH: Hay muchas divisiones en el partido, viejos rencores. ¿Aún siguen intactos y se reviven en cada elección?

IDC/ Comprendo que la ciudad cambia, pero imagina usted que el mismo Pepe Castro acompañándome, ¿imagínese  cuando vayamos a Mariangola a recordar quien llevó el Santo?. ¿Usted imagina Manaure con su carretera a Sabana rubia y poner a funcionar el puente para acorta las distancia de Robles con el Valle?. ¿Sabe usted cuanta gente ubicamos en Insfopal que aún agradecen y hacen filas con nosotros, al lado de Araujo Cotes?. ¿Recuerde cuantos alumnos matriculó Murgas Aponte como rector de la UPC y como ministros de trabajo?. Esto es arrollador!!

TCH: Las campañas se han vuelto costosas. ¿Tiene el presupuesto para éstos tres largos meses de reuniones, líderes, transporte, refrescos?

IDC./ Eso es lo de menos, apenas se enteraron de mi campaña, las almojabaneras de la Robles, que ahora llaman La Paz, me ofrecieron su apoyo; en San Diego ya los que hacen bollos de mazorca, y fabrican asientos, ese mueble que tenemos de volver a la moda, no han parado en llamarme. Esos pueblos y junto a Manaure hay que volverlos municipios!!!. Es hora que tengan alcaldes y no inspectores de policía como ocurre hoy. Mire los algodoneros de Codazzi, en grupo están conmigo; ¿imagínese que el domingo día de elecciones vamos a esos grandes sembrados y conquistamos  a los recolectores del oro blanco?? Esto no lo detiene nadie!.

TCH/ La prensa decide mucho las elecciones. ¿Tiene los medios y amigos dispuestos?

IDC/ Amigo, toda la familia. Campo me ofreció Ondas de Macondo, ¿sabe usted el poder de ese medio?. ¿Imagínese en primera página del Diario Vallenato con mi nombre, además tengo pensado llamar a Mary Daza que es pilosísima, ella con su equipo, barremos no lo ponga en duda. Voy a ir a la plaza, a La voz del Cesar, ahí están los Dangond con Radio Valledupar y Radio Reloj, y hablé con los Pineda para Radio Guatapurí que siempre lidera fuerzas… ¿Se imagina usted que en vez de triunfo rojo impongamos el triunfo verde?. Nooo, esta será la locura!!.

TCH.. Le insisto candidata, pero las redes sociales y las juventudes van de la mano. ¿Alguien va a manejar el tema?

IDC/ Amigo recuerde que  vengo de Europa, aquí tengo en lista a dos jovencitos para el tema: Clemente Díaz Lúquez y Afranio Restrepo Córdoba, estos dos galanes vuelven locas a las muchachas en los colegios y además  hay que meterle pueblo, desde temprano me reuniré con la gente del Mercadito del Cañaguate, allí con los  amigos de Badillo, Patillal, Rio Seco, Atánquez y La Mina; conseguiremos arreglar las vías que en invierno son intransitables, las bestias su medio de transporte no pueden pasar, conseguiremos un buldócer en Zona de Carreteras para reparar caminos; no olviden que las fiestas patronales de esos pueblos está cerca. ¿Usted  se imagina Alejo Durán en Badillo cantando los temas de Escalona?. Esto no lo ha hecho nadieeee!!.

TCH,  Candidata, la noto muy del norte, pero el sur del Cesar tiene alta votación. ¿Tiene líderes por allá?

IDC/ Claro amigo periodista, los  Namén en Chimichagua son todo, los Osorio en González siguen mandando y hay un jovencito en Rio de Oro llamado José Luis Urón que me dicen  tiene unos discursos fantásticos, enloquecedores, además tiene ganas de ser concejal de su pueblo y podemos apoyarlo desde aquí; por los lados de El Paso están los Durán, todos son músicos, mire haré lo posible por traer a Naferito para el que sea Rey Vallenato, y le doy otra chiva.. regresan los kioscos a la plaza, pero operado por estudiantes de colegios para que hagan excursiones, compren sus libros,  uniformes, eso será una locura!!.

TCH: Tiene usted dos jóvenes como candidatos, el Dr. Arturo Calderón y Franco Ovalle, que pueden llevarle delantera. ¿Qué piensa?

IDC/ Mire periodista, tal vez por su edad aún tenga inocencia. ¿Usted cree los Ovalle dejarán su tranquilidad y dinero por invertirlos en algo incierto?, pero además me dicen que cuenta con el apoyo del actual gobernador. ¿Usted cree que una primera dama va a patrocinar para que la saquen de su puesto?, esto no tiene lógica política!!. Por los lados de Arturo faltan cositas, el solo programa de radio de su candidatura es para morirse de la risa, que  pasa por San Diego, que llega a Tamalameque, que sale para Bosconia.. No dicen nada!. Venga y le tiro otra chiva. Franco esta más de éste lao de lo que usted piensa, observe su camiseta verde, él está seguro que aquí tendrá independencia total, será uno de mis secretarios preferidos para el tema de agricultura por su profesión y experiencia. Volviendo a Arturo, sus cifras electorales no son despreciables, ése trapo rojo ahora está más vivo que nunca, por eso estamos conversando por su gente, Calderón será un rey en estas elecciones, al final los dos decidimos en segunda vuelta, me dicen mis asesores.

TCH: Una senadora de su partido pide el voto en blanco para gobernación. ¿No cree que le afecte a usted?

IDC/ Lo que hay es desinformación, ella se refiere al alto electorado de los algodoneros de Codazzi, es decir, que haya más cultivos y menos minería. Otra de las cosas es que incentivaré es el cultivo del  girasol, la flor del partido, y me dicen que da un aceite especial  para broncearse en las playas del Guatapurí y en la ciénaga de La Zapatosa, que será en mi gobierno zona turística, también volver a sembrar peces como moncholos, besotes, agujetas, doncellas, bocachicos, coroncoros que son afrodisiacos, en fin, volver a lo nuestro!. Cesarence come cesarence, me recuerda Evelio, será una de mis propuestas.

TCH: ¿Qué experiencia le dejan las exgobernadoras Dona Pau y María Inés?. ¿Ya conversaron esos temas?

IDC/ Bueno, aquí todos saben que en el caso de Doña Pava, quien realmente gobernaba era Fello Araujo; con María Inés conversamos, pero no recuerda nada, solo que debemos apoyar a las Damas Grises y a las Damas Rosadas, reorganizar los comités de ornato y embellecimiento, en eso ya hablé con la reina Lolyluz Ovalle, quien me aseguró su apoyo para el tema. No olvide que como hermana de Franco también le gusta el verde de nuestro partido.

TCH: Para algunos críticos dicen que usted fue impuesta por los directivos de Bogotá, entre ellos Rodolfo Quintero, hermano de Chichí y Carlitos..

IDC/Siempre hay chismes, es algo normal en cosas de políticas, aquí dicen que si gana Franco Ovalle el compromiso es que su esposa no puede ejercer como primera dama; si gana Tuto en Alcaldía, una hermana de Ape Cuello será quien lidere esos temas; si gana Jaimito González, el mismo Freddy le dará terna para el cargo; que si gana Evelio habrá un festival canino en el parque; que si Luis Fabián llega de nuevo a la Alcaldía sale como el Chapo Guzmán de Valledupar; en fin, uno se divierte con tanta cosa que inventan los vallenatos.

TCH: Hay temas como Electricaribe, problemas de agua, inseguridad, estudios y movilidad. ¿Usted que propone?

IDC/ Eso lo tengo claro, lo que no funciona se va como Electricaribe, empresa española que no conoce nuestros temas, para eso regresa Electrocesar; para el tema de falta de agua Insfopal tiene experiencia. Recuerde el pariente Araujo Cotes para la inseguridad reclutaremos de nuevo a gente como “Pancachaco”, que conoce todos los rateritos del Valle  y los mande cárcel del  Mamón, para más cupos en el Sena, quien mejor de Lesbia Baute, ayer nos vimos en misa y está muy contenta, ahí aproveché  a las damas, Nidia y Cecilia Lúquez para temas de protocolo y que la mujer tenga su primera reina del acordeón. (Allí la candidata entonó esa canción.. Por ti Cecilia hermosa yo daría, yo daría unas lagrimas de recuerdo, paramos la entrevista mientras se reponía).

TCH Finalmente doctora Imelda. ¿Cuál es su agenda para los próximos quince días?

IDC/,Seguir avanzando, reuniones en plazas de mercado, con los taxistas de cinco esquinas, las lavanderas de la orilla del río, con los amigos de la esquina de Los Varaos, tengo una reunión en el Café La Bolsa con los ganaderos para que de nuevo vendan leche a Cicolac y en las tiendas como se hacía antes, a los panaderos para revivir el bizcocho, la galleta de cresto, pan de sal, los arrancamuelas, a los amigos de las farmacias que vuelvan con medicinas nuestras como alcanfor, curarina, sal de Epson, conmel, mejoral, aceite de ricino, es decir, los verdaderos remedios!!.

TCH: ¿Cómo piensa celebrar el triunfo?. Hay que ser optimistas y veo que las encuestas la favorecen por su preparación y hoja de vida sin tachas.

IDC/ Claro, pero será con la música nuestra, nada de rock o champetas, quiero contratar al  maestro Calixto Ochoa  con los Corraleros de Majagual y en orquesta lo mejor. Imagínese la plaza llena con Pacho Galán!!!.

(Aquí uno de sus nietos, le dio sus pastillas para dormir, ella alcanzó a hacerme señas que quería darme más chivas, por lo tanto, es posible otra entrevistas al final del debate).

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

La semana anterior, rompimos varios mitos sobre varias cosas, posiblemente el síndrome “chapoguzmandino” de abrir túneles que parecían imposibles está vivo. Siempre pensé -desde niño- que los samarios eran flojos y fumadores de marihuana, que los cienagueros  eran todos policías y los barranquilleros bailar cumbia era su principio y fin. Hasta ahí llegó mi información por mucho tiempo.

Luego de visitar esas tierras comprobé que todos no eran lo que pensaba, pero  algunos, para bien de mi infancia,  lo siguen haciendo y con énfasis. Fuman y bailan. Con las empresas mineras sucede algo parecido, los sindicatos, siempre que están en pre huelga y -solo en ese tiempo-, sacan todos los trapos sucios, pero esconden las cosas  buenas que deben tener las empresas. Nadie escucha un directivo sindicalista apoyando una simple causa social de ningún pueblo, y si lo hacen, no lo sabemos. Todos, empresas y sindicatos son necesarios, sin las primeras no existen los segundos, mientras las primeras viven perfectamente sin los segundos. Lo normal y legal, es que convivan  y crezcan juntos, pero por razones que tampoco conocemos, a veces  son agua y aceite, el que pese más flota.

Siempre por la información de la prensa  capitalina y de los políticos regionales en cada campaña electoral, escuchamos denuncias, avisos, discursos, conceptos y opiniones;  informándonos, entre otras cosas, que todos los días mueren por polvillo carbonífero, cientos de personas en la zona minera, que las playas samarias están negras por los carboneros y que todos los mineros tienen la columna vertebral dañada imposibilitado para cargar un saco de brisas. Médicos, científicos, y moradores serios, dicen lo contrario, es decir que si pasara grave como enfermedades de alto riesgo, ningún complejo minero existiría en el mundo. Sabemos que hay cambios naturales de paisaje, riachuelos, y animales en la explotación. Claro que sí. Algunos insectos -abejas por ejemplo- desaparecen o se marchan, es comprensible, que algunas ranas cantadoras pierdan su charco, se vale. Pero es preferible  la miel cultivada por  apicultores, a que las ranas  canten en su charco. Ahora resulta que habitantes de Bosconia no duermen por que el tren pasa en la madrugada, un pueblo que siempre ha tenido un diablo al que  le llaman  tren, como dijo Escalona, pero hoy se mudaron pegados a  los rieles para no dormir. Es necesario un estudio  para comprobar si  una persona harta de  chicharrones puede dormir?  Y lo mejor, la Corte  Constitucional los apoya. Vaya país!.

Resulta que ni las playas están negras por las mineras del carbón, y todos los mineros mueven la columna, la cadera, la cintura o las tres al tiempo cada fin de semana, y  los únicos polvillos que causan problemas, son las infidelidades caseras propias del mercado. Del mercado amplio, sano, antiguo y renovado del amor. A Santa Marta, por ejemplo, uno de sus ríos principales, desemboca en el mar, luego de ser cloaca publica de más de mil viviendas en sus orillas y ninguna autoridad legal actúa, pues esa masa de achocolatada, pero sin cacao, durante todo el  año con sus noches entra al océano y busca bahía. Las mineras y sus embarques, es posible que también tengan alguna responsabilidad, pero si miramos sus procesos de carga -Drummond por ejemplo- que tiene su moderno puerto a veinte kilómetros de sus playas, no creo que tenga culpa de la la suciedad de las playas, pues como pudimos verificar, es casi imposible que el mineral caiga al mar con su sistema de bandas cerradas, excepto micro partículas aceptadas internacionalmente. Que hubo un accidente el año pasado?  Sí claro y los estudios independientes dicen que no hubo daño, y además  accidente al fin,  nadie quiere que existan y menos repetirlo. Conste que nos soy minero, ni bailador de cumbia, ni fumo. Es simplemente rompiendo mitos.

Como muchos columnistas de prensa miramos los procesos de frente y tenemos la libertad de opinar de frente. Bien  o mal. O no hacerlo. Cuál es el problema?

Pero con junto a un equipo de vallenatas -todas comunicadoras- que estrenan curules en el Círculo de Periodistas de Valledupar, CPV, es imposible, no conversar, de mitos, leyendas, ritos y más vainas.

Estas mujeres, todas de poca experiencia, pues sus edades apenas inician, son  cantoras naturales, y luego de unas frías cervezas, formaron un coro de canciones en camino de regreso, que incluía boleros, vallenatos, cumbias y de inmediato las bautizaron como las “Criminales del ritmo”.

Voces como la de Ledesma Gutiérrez -por decir un nombre- erizaron la piel, sus ojitos ratoniles y un tono que aún no está es la escala, es para apagar equipos. Lucas Arnau, tío del joven cantante de pop nacional, entonó varias melodías haciendo honor al disco del pariente -un delito pendiente-, pero debería estar entre rejas, o al menos huyendo como el Chapo mejicano. Menos mal que prevenidos por la  empresa minera usamos amarillos adminículos en los oídos que evitaron desgarre de los ocho huesitos incluidos yunques, martillos, estribos. Uy que nombres!.

La salvación, fueron las coristas, afinadas y vírgenes voces, como Herlency Gutiérrez, siempre coqueta y cada día más pilosa, la cuasiniña Lina Castelar, Liliana Vanegas, Mildreth Zapata, Merlín Duarte, la veterana Melissa Quintero y la señora Arvizú, parecen salidas del conservatorio.  Que voces, que  armonía! tanto que un buscador de talentos que rondaba el lugar, las contrató para en “Centenario del Cesar”. A practicar muchachas que el tiempo es oro, no carbón. Un par de ruiseñores, como Carlitos Quintero y Kike Camargo los rebautizaron como “El Duo infernal” ellos  están listos para presentaciones en el pos conflicto y en Bosconia  actuarán en el antiguo puerto del tren para que tengan razón sus habitantes en vainas de sueño.

Las criminales del ritmo, estrenarán voces en el cierre de campaña de los Daza, (Imelda y Evelio) los “ancianitos verdes” de la política vallenata, solo así lograrán despertarlos. La fama no tiene edad, me consta!

Señores hagamos nuestro agosto, estamos en campaña!.

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

Publica el diario El Tiempo la lista de  las mejores universidades del país y no estamos nosotros. También publica el mismo medio las de peor resultado y no estamos nosotros, para bien de todos. La semana anterior publíca la prensa capitalina  los mejores alcaldes y gobernadores del país y tampoco estamos en ninguna de las listas, para  mal de todos. Será que nos quieren borrar de la lista?.

En el ideario nacional seguimos siendo un paraje de bohemios y trovadores incapaces de hacer la “Ruta Escalona”, pero rápidos para inventar la ruta del “Cacique” sin ninguna guía, ni planeación, es decir improvisada. Eso somos también, verseadores e improvisadores natos. Siempre los  vallenatos estamos buscando en que divertirnos y de quien reírnos, somos al fin gente pacífica, ilusos por docenas y contentos por toneladas. Esa rara mezcla que nos deja la guerra con sus desplazamientos nos ha vuelto desconfiados y con intentos serios de insolidarios, una herencia que no tenemos pero nos toca aprender.

Ahora, por ejemplo nos toca reírnos un poco, de algo tan serio como la política, o para ser más claros de nuestros políticos. Cada tres horas se anuncian alianzas con quienes van liderando la bulla local. Por ahora tres alegres muchachos que perfectamente califican para galanes de televisión y cine; pero a ellos les gusta una película llamada “Alcaldía ley 550”. Igual dos jóvenes maduros con ganas de ser gobernador en un Cesar que tiene siempre expectativas. No olvidemos que somos una región cultural, tanto, que unas enormes colas se forman cada mañana en las instalaciones de la casa de la cultura local para cobrar algún ofrecimiento real o ficticio, mientras un poeta muere como los niños guajiros, de pura hambre económica. Igual nadie se acerca a la oficina de cultura del Cesar, pues hace 8 meses sigue vacante. Con esos dos ejemplos llenamos nuestra cuota de bohemios incapaces de nada, pero creadores de todos los sueños posibles.

Si las elecciones fueran mañana, tres muchachitos que acaban de dejar los pañales y aún huelen a Arrurú nos pueden gobernar. Tres jóvenes con distintas filosofías de gobierno, tres muchachos preparados pero aún les falta madurar carácter, esa virtud que los años enseñan. Pero como las oportunidades son ahora, toca acompañarlos y como la publicidad de sus pañales de ayer.. Hagámoslos juntos pequeñín!

El primero es “iglesiero” multicolor, sabe de convenios y de manejo ciudadano cultural, convencedor, de fluidez verbal como joven abogado; el segundo también conoce los códigos aunque no sus complejos pasos operacionales, el tercero es arquitecto y su manager conoce cada paso en administración. Sabe por  dónde entra cada peso al tesoro del municipio y por donde se puede sacar. Incluso dicen que entre ambos, arquitecto y calculador, fueron quienes asesoraron al “Chapo” Guzmán para ese túnel libertario.

 

El caso, es que  quienes lideran  hoy la bulla, no quiere decir que sean los mejores candidatos de los diez que aspiran a administrar Valledupar. Lina de Armas, por ejemplo tiene excelentes armas para mostrar, pero como siempre las vallenatas demoran para darlo. Aclaro, el paso a la política. Intentan y luego se retiran. Darling Guevara,  ahora veo sus fotos en Facebook con los asesores que el alcalde les mandó de apoyo, el médico Jiménez Ditta y el ex periodista Iván Ochoa. Todos esperan instrucciones, son gente fiel. Aníbal Quiróz dio cambio radical, hace rato.

El Doctor Araujo Castro, si conociera la ciudad y su nueva gente, podría ser buen alcalde, pero creo que de la plaza Alfonso López apenas sea capaz de llegar solo a Novalito. Pedro Acuña por su parte, no creo que sepa dónde queda Novalito, pero a ciegas conoce el 7 de Agosto, su sector. Pedrito aun confunde una milla de avión, con el millo de hacer alegrías nuestras ancestrales palenqueras. Evelio conoce la ciudad, pero sus peleas pendejas con imposibles no le dan confianza para vainas serias. El festival ayer y Electricaribe hoy, son sus batallas, la primera inicia en abril y concluye el mismo mes, la otra fue banderita de Ciro Pupo y  flamea tan campante que nada va a ocurrirle, excepto  reemplazar algunos viejos cables y pagar dos o tres televisores quemados cada diez años que suele durar un proceso en este país de trabas por todas partes.

Robert Romero, buen profesor y abogado, pero con ese liberalismo dividido por ramas, es una lucha solitaria. Pedro Norberto  Castro recuerda que es hijo de  Pepe Castro, ultimo patricio liberal, pero todos los que votaron por su padre, murieron o están pidiendo eutanasia por tantas vainas que no esperaron ver  en su ciudad.  Jhon Valle Cuello, hoy más de un vago se pregunta. Que buscará Jhon? Y donde están sus votos veeeee!.

Todos igual sabemos que de ganar alguno de los tres muchachos, ellos serán mandaderos naturales de viejos zorros, hambrientos contratistas y mercaderes políticos, de altas chequeras y contactos en los altos y bajos fondos del turmequé regional. Estos  muchachos y sus esposas estarán pendientes de tomarse fotos con ministros y presidentes, sueñan con invitaciones internacionales a Europa y algunas capitales latinas que aún no conocen, mientras la percepción de la ciudad siga decidiéndose en cifras comparativas. Por ejemplo, la inseguridad bajó, hubo trecientos atracos menos que el año anterior y tres mil denuncias de celulares robados menos que en los dos últimos años. Cifras y cifras de los famosos consejos de seguridad.

Si algo hay que abonarles a los nuevos muchachos, es que están mostrando a sus esposas en cada acto, son mujeres atractivas, jóvenes,  algunas ya se hacen llamar primeras damas. Camila, Sandra, Lisbeth son nombres que debemos practicar bastante. Con Evelio no hay ese problema.  Incluso el representante Cristian José en su apoyo a  “Tuto” llevó a su esposa Zuly que a propósito fue al mismo peluquero donde asistió la esposa del candidato en referencia. Peluquear es posible.

Enma Margarita y Loretta les tacará una tarea algo difícil, más no imposible por los lados, de la gobernación. Franco Ovalle y Arturo serán harina de otro costal y de otro tiro de chorro para alquilar triples balcones o palcos como en los carnavales de Barranquilla.

Lo que sí dejó el Dr. Socarrás como buen vallenato y dador de guiños para su silla de alcalde, es un mensaje directo para José Alejandro  Fuentes. El hombre viene “Rodado” hace rato. La cachucha bacana de Alejo, ese sí negro grande, sigue de moda en municipios tan lejanos como  González  en el sur del Cesar. Jaime SÍ, Alejo No.

Esta vaina está que se prende señores. La Candela viva!

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

Unas vacacioncitas de un par semanas para ver que cambiaba, pero que va, todo sigue igual, con excepción de las opiniones del Papa Francisco; lo demás es la misma papa caliente de todos los días. Peleas en las redes sociales de mujeres celosas, algo tan antiguo como la misma infidelidad. Voltaire, resumía con la frase: Hay que saber que no existe país sobre la tierra donde el amor no haya convertido a los amantes en poetas.

Desde hace milenios se ganan y se pierden más batallas en las alcobas que en los campos de batalla. Mesalina, Lucrecia, Octavia, Agripina, luego Diana, Camila Manuelita, Jacqueline y mil Lolitas del mundo. De nuevo el Papa Francisco recuerda que el amor y el divorcio hay que darles otro camino. Cuanta soledad en compañía, cuanta compañía en soledad. He ahí el dilema!.

Pero nada cambia en nada. Argentina sigue ganando en fútbol; los colombianos seguimos perdiendo con Pekérman como salvador, pero jugamos mejor que todos, según los expertos; las  Farc siguen rompiendo el tubo petrolero de Caño Limón-Coveñas, que ya es sinónimo de desastre ecológico; también siguen matando inocentes servidores del Estado, solo para de anunciar que ello siguen vivos.

La política nacional está en su punto de ebullición. En la capital los Pardos son rojos, pero siguen siendo pardos; ah pero la cosa esta “Clara”, a pesar de ser  amarilla como yema de huevo; mientras bien lejos, en Mozambique, África, el Gobierno de Maputo, la capital, acaba de despenalizar la homosexualidad por orden de Armando Guebuza. Maputo y Guebuza es pura coincidencia.

En la política local, al menos en Valledupar, la bandera multicolor esta quemante. Robert Romero y Arturo estrenan trapo rojo con fuerza; Lina de Armas, que era verde, ya maduró, ahora es amarilla Polo; Evelio Daza, que ha sido siempre multicolor, espera ser verde bendecido, mientras Pedro Castro Araújo, más rojo que disfraz de diablo, quiso ser amarillo por desesperación. Ahora está que se deja formar de cualquiera, como un futbolista a los 30.

Ni que hablar de Andrés Arturo que hasta antier era rojo escarlata por todas partes, hoy dará lata con un amarillo mezclado de todo, en busca de opción ciudadana. Tuto que nunca define colores, sino oportunidades, se la juega con el conservador de “Ape El Poderoso”, con los radicales  tricolores indefinidos, o con las firmas de todo, el que pase cerca de su inmenso combo de “voluntariado”, que les da igual que firmen con rojo, negro, verde, azul, lo importante es llenar planillas y amen.

Jaimito González, ese muchachito de carita ingenua, los políticos de mayor alcance y menor votación lo están embullando para algo casi imposible, y le han quitado la oportunidad  de participar en los casting de las series que filman en la región por estos días. Ya no podrá ser “Cocha” Molina en “Diomedes”, ni Iván Zuleta en “La Cacica”, por el simple motivo de estar “castiniando” en política local, entre Mattos y chichís, como cualquier bebé de élite. Incluso se está perdiendo de Master chef kids y de grabar para la marca de pañales, cuyo slogan es “hagámoslo juntos pequeñín”, porque así le dicen sus invisibles embulladores de hoy.

Para que hablar de Pedrito Acuña, la olvidable Darling Guevara, el desorientado Aníbal  Monsalvo o la reina de la manta guajira-vallenata, Yarime Lobo Baute?; qué hablamos de  Sergio Araujo Castro con su Uribismo del centro democrático?, será que Guerra Añez nos sigue mostrando su número 253, que puede servir para  paticas de un chance. Será que Andrés Arturo acepta que Opción Ciudadana venga sin apostadores?.

En fin nada ha cambiado en estas cortas vacaciones de Tiro de Chorro. Las fiestas como  corridas de toros frente a la Registraduría siguen cada tarde, las reuniones en cada patio, las encuestas en cada calle y la inseguridad en cada cuadra.

Aquí, como en todas partes, más demora la Policía en capturarlos que los jueces en soltarlos. Faltan las grandes capturas políticas locales, es decir, las que dan buenos titulares de prensa que se anuncian en pocos días, esas que mueven el piso de campañas aparentemente fuertes.

Es mejor estar silenciosos, como el arquitecto Oscar Guerra, incluso el mismo  José Eliécer Salazar y el combo de la U, que están en francas indecisiones, cuando los tiempos pasan. Julio ya casi cumple su primera semana, junio apenas nos dejó brisas, cuando en política estamos esperando aguaceros de votos, y no tempestades de ingratitudes.

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

Definitivamente somos un país impredecible. Apenas salimos del festival vallenato, con sus protagonistas anteriores,  y el anuncio de Los Zuleta, con Poncho y Emiliano como líderes para el próximo, y aparece la naturaleza causando estragos  en Antioquia y los mineros de Caldas con su tragedia de décadas.

Pensábamos en una semana, entre vallenatos, y terminamos con al alma triste por muertes inesperadas, pero prevenibles; un país  topográficamente difícil, es siempre impredecible. Pero aquí seguimos, éste es el país vallenato, tan distinto y parecido en todo, que hasta en los momentos tristes sigue con su canto.

La diferencia de la Dinastía López, es que son casi todos mudos, hacedores de cuentos y de historias. La risa es su canto. La de los Zuleta, es bien distinta, aquí los cuentos muchas veces sirven para tapar tragedias, algunas familiares (la muerte de Héctor, por ejemplo) y otras de amistades políticas no tan santas, pero a decir la verdad nos toca seguir la parte musical y bohemia que tanta alegría produce esa familia, lo demás hacen parte de la historia, pero no se puede olvidar. Mientras en Los Zuleta, hay ríos musicales, historias nostálgicas, como los viajes de Escalona a El Plan, con El Viejo Mile, y la Vieja Sara, las canciones de Poncho, Emilianito, el acordeón de Héctor, la muerte solitaria de Mario, el reclamo callejero de la Vieja Carmen Díaz, en fin una novela, casi como la de Diomedes, que apropósito siempre fue seguidor de Poncho. Diomedes sin Poncho, hubiera vivido menos, en eso hay que ser claros, fue su consejero, mientras pudo.

 De otra parte, mientras el gobierno departamental inaugura canchas de fútbol, con el Pibe Valderrama a bordo, el equipo Valledupar Fútbol Club hace tiempo no gana partidos, y la  vida se nos pasa. Alegre o triste. Parece que la novela del “Cacique” tiende a perder interés, al  menos por esta región, los turistas de patios y ollas siguen la ruta a La Junta y Patillal, en busca de historias y romances. La Guajira cautiva, coquetea, al menos ya no asusta tanto, pues sus asustadores están tras las rejas, pero siguen dando instrucciones, pues cuando el diablo descansa, mata moscas con el rabo.

En política las cosas siguen en la parrilla, pero nada quiere poner toda la carne al asadero, mientras la Casa Gnecco, prepara su candidato, los otros esperan y avivan sus llamas. Se siente fuerza liberal innegable, se hacen publicidad con libros, para mantener nombres vivos. Miguel Morales entregó sus fuerzas al “tutismo”, es decir que ahora “Ape” Uhía es religioso y moralista en serio.

Olvidamos a Darling, la señorita de Armas se escapó, Evelio y Rodolfo andan divorciados, alguien de El Pilón, se lavó las manos, como Pilatos, la arquitecta Yarime Lobo Baute, se fue al bosque con su manta, en La Jagua de Ibirico, Didier, siendo Lobo, se dejó asustar por un palacio florecido. En fin ese plato político sigue cocinándose, pero ya causa indigestión.

Es mejor entonces volver al vallenato. La Universidad Popular del Cesar, prepara  del 27 al 30 de Mayo, el IV Encuentro de Investigación de Música Vallenata, un homenaje a  Lisandro Mesa, cuyo aporte al vallenato y a otros ritmos es innegable. Allí, el Dr Jaime Maestre Aponte,  y el  grupo “La piedra en el zapato”, realizan investigaciones, foros, conversatorios, es decir cultura vallenata, sin política electorera.

Total, mientras pasa la tragedia de la naturaleza, mientras se acerca la tragedia política, mientras el futbol anima, alegra y entorpece, solo el vallenato, nos alegra y ya eso es bastante en estos tiempos actuales.

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

No hemos escuchado bien las notas de De Santis, el nuevo rey vallenato, cuando los maestros reconcilian con Santos y se acaba el paro colegial. La Mineducación, la Niña Gina, como le diría cualquier costeño, a pesar de tener docenas de gafas, aun no ve claro el problema educativo, con años de atrasos por presupuestos y otros asuntos; y los profesores, siguen en su ruta de evaluar  alumnos, sin dejar que los evalúen a ellos. Entonces  la cosa  se pone fea.

Pocos se enteraron que aprobaron la eutanasia, que robaron un libro de la primera edición de Gabo en Bogotá, que hubo feria de libros y pelea del siglo en el boxeo, ese deporte torpe y brutal que algunas minorías insisten apoyar.

Hoy hay otros temas, al menos en Valledupar que  celebró doble paro, el festivalero  y el de maestros. Tampoco, y por esos dobles paros, pocos se enteraron de la renuncia de los liberales del partido, por la simple y lógica razón que las directivas del partido saben y comprueban que la división los aleja del poder y quienes más votos tengan, es a quien deben avalar.

Las cosas políticas regionales es toda una barahúnda de voces y caprichos, de intereses y circunstancias, todos quieren ser pavos reales sin tener brillo, todos quieren tener los colores del animalito para pavonearse con  el poder, y olvidan que esa ave hace siglos viene luciendo el mismo vestido.

Después no quieren que la gente los distinga como las casas. Famosa la “Casa de los Campo”, hoy son casacampo, solo para descansos y asados, inolvidable la Casa Pupo, olvidada total la Casa Ney Daza, con poquita luz la Casa Dangond, y ni para que mencionar la Casa Araujo, o los movimientos Mayorías Liberales, F.A.L , M.R. L. Nuevo liberalismo y más nombres sonoros en su tiempo, que hoy son una mezcla extraña de color imposible.

Los Fernández que inauguraron nueva casa, o garaje para ser más exactos, hoy se van del partido, al menos Andrés Arturo, buen librero, entre otras cosas. El Médico Mayorga también renunció al rojo, los Muvdi  siguen en paro, los herederos de las casas los dejaron sin herencia.

Pedro Norberto Castro, por ejemplo, gran liberal, luego gran Centro Demócrata, hoy anda en la calle. Tuto Uhía, antier cívico, ayer cuasipastor religioso, hoy cuasi azul apelino, está en la calle. Robert Romero, antier rojo indeciso, hoy liberal reconocido, también está en la calle. Las elecciones se ganan con tres cosas: Votos, trabajo y dinero. Con éste último se deciden las dos anteriores. Por eso, en días recientes, el mismo secretario general del partido liberal cuando mostraba las cifras autorizadas para gastos, no controlaba una  risita burlona y consiente que esas cifras apenas sirven para refrescos.

La calle, por estos días está llena de gente, recogiendo firmas, en eso andan, Pedro Norberto, Tuto, Andrés Arturo, Rober y falta más gente. Lo mejor, es que todos pueden firmas por todos, nada pasa. Las firmas no son otra cosa que firmas, no son votos.

Ni que hablar de Cambio Radical, con Chichí reinando, para que acordarnos de la Alianza Verde y cuál será el candidato conservador. O el de la U. quien será de Centro Democrático, quien del Polo. La Casa Gnecco esta silenciosa, de puertas cerradas y aún no dice conque polla o polla jugará. Descartada La Polla Monsalvo por estar alejada de la política, y hasta del festival vallenato.

En esa discusión que apenas comienza estamos los vallenatos  todos estos meses. Alguien propuso a “Poncho” Zuleta para presidente en una canción, y ahora lo proponen, junto a su hermano Emilianito para que ser  los protagonistas del festival 49, es decir en 2016. No terminan de dar el aviso, cuando unos proponen  que sea para toda la Dinastía, cosa que aprovecharía Joaco Guillen, hoy manager de Zuleta. Como en los López,  donde cuenta todo Pablo, aquí canta Poncho. Curiosamente, este cantante tiene fama de pícaro, según  canta su hermano cada rato. No sé en qué momento, política y picardía se parecen o se confunden.

Señores esta barahúnda vallenata apenas comienza. Y Katrizia Morelli? Donde anda Darling Guevara?  Lina  de Armas y Karime Lobo,  se extinguieron? Dangela, ya no manda? Como dicen los nuevos cantantes vallenatos en sus conciertos… Donde están las mujereeeesss.

Si alguien me responde donde están estas bellas damas, es posible que la política vuelva a coger su ritmo, ellas a menudo lo resuelven todo o lo revuelven todo. Bienvenida la normalidad escolar.

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

Cuando llega abril, o mejor cuando se despide, las cosas en el Cesar, son diferentes. Una especie de alegría casi mágica, nos llena la  mente y el cuerpo por motivos indefinibles. Entonces la inmensa hoya del río Cesar comienza a prenderse, los incendiarios de cerros aprietan la llama y hasta los directores de Corpocesar buscan salvarlos a sabiendas que no les queda tiempo, perdiendo  los tres años anteriores sobre el tema. Ni que decir que la empresa Emdupar que cada abril repite lo mismo; ausencia de agua, por el mismo motivo desde que hay festival. Ahora parece  que internamente celebran el festival del químico. Vainas del Valle. La olla está que se prende, pero en los patios vallenatos  se llena de acordeones, símbolo musical de nuestra gente. Pero igual,  por simple coincidencia política, cada grupo prende su olla, mientras la de los patios cocina chivos y  sancochos, la olla política huele diferente, pues cocina avales y alianzas. La primera olla es divertida, alegre, esperada, la segunda es preocupante, desesperada, angustiosa, incluso temerosa.

Hablemos de la primera. Usted encontrará la nota de los Hermanos López, por todas partes, sin proponérselo competirán con el canto de Diomedes Díaz que no se resigna a despedirse de su gente y menos con la novelería de la novela en su nombre. Seguramente los visitantes visitarán La Junta, La Peña y Patillal, unos pueblos musicales llenos de recuerdos. El pueblo ya inventó sin tantos presupuestos ni estudios, al “Ruta del Cacique” y nuestros gobiernos llevan años preparando la Ruta Escalona y nadie sabe cuál es ni por donde va. Siempre el pueblo es mejor a sus dirigentes, dijo Gaitán que también murió en abril, antes del invento festivalero nuestro. Nos encontraremos, para hablar de “Los López”, a Jorge Oñate, ese gran cantor que el tiempo no le alcanzó para ser buena gente, sin embargo grabó casi todos los mejores vallenatos. Seguramente Oñate hablará tanto de ésta dinastía, como Joaquín Guillén de Diomedes, que ahora parece que lo conoció primero que la vieja Elvira.

 Seguramente Pablo, el cajero más famoso de su estirpe nos contará uno de sus chistes, Miguel nos sorprenderá con su nota, Navín con su sobriedad y su estilo, Poncho con sus bajos y Alvarito  pedirá un acordeón a cualquiera, un viejo vicio que sin necesidad tiene desde niño. No es que lo necesite, es que cuando pierde uno, lo remplaza por diez.

Mientras la olla festivalera hierve de notas y cantos, la olla política cocina de todo. Este sancocho trifásico político, tiene tantos huesos y tanto condimento, que las presas escasean. No hay líderes, toca inventarlos o revivirlos como sea. Acaso Gonzalo Gómez, después de renunciar a toda cosa, no quiere regresar al gallinero? Acaso la casa liberal está que se prende sola porque todos quieren tener el fosforo en la mano? Olvidan que Ape Cuello no da un solo paso sin Tuto Uhia, y este es incapaz de gatear sin Ape? Olvidan que la casa Gnecco aún no tiene presa definida y a todos los mira con reserva?  De la misma forma mira el alcalde a su próximo candidato, incluso los confunde con el reservorio de Emdupar que deja mejores resultados. Se propuso esa empresa por cuatro años largos sin prensa visible, de vaina sabemos que existe porque el verano no perdona.

Bastante rara esta la olla del alcalde Socarrás, muchos ajuntaron fogón sin saber que quería el dueño. Freddy como buen cañaguatero es tradicional, pero a lo moderno. Solo escucha a los buenos Santos, si son de Bogotá, mejor.

Chichí QR, tiene un caldero que solo saca presas refritas, pero ahora se esconde como cualquier político. La casa Araujo espera la última jugada, su ajedrecista eterno calcula hasta la salida de un rayo. La Casa Conservadora  tiene más gente que muebles, y el único que contesta  recoge firmas, para espantar los pájaros. Los azules es que la misma cosa, están sin norte y sin votos.  De la Peña no existe, y Cristiancito III recibe órdenes de cualquier patio.

Ya la vaina festivalera está lista. Rodolfo MA, su presidente vive sus días de gloria, pero en política apenas las nubes se están amarrando. Ojo que las nubes sueltas forman huracanes y aquí tenemos prevención, pero el desastre no deja de asomarse, incluso en forma de libro como homenaje a Gabo. Macondo existe, está lleno de acordeones y es aquí, en el gran Valle de las convicciones.

No olvides que el Concejo, prepara su arroz de palguarata y la asamblea, su pizza de garzas, no cantan.

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

La memoria humana, tan selectiva muchas veces, tan caprichosa en otras, es aún indefinible. Hoy cuando la novela del más grande ídolo del vallenato, tiene a miles de seguidores viajando por los pueblos guajiros del sur, especialmente La Junta, La Peña,  Patillal, cuyos paisajes muestra la televisión, y la música del “Cacique” se repite en nuestra mente como  un nuevo montón de recuerdos felices con inmensas ganas de multiplicarse.

De nada valió la famosa ruta de juglares de políticos y gobiernos, ésta se está haciendo real, es decir por el pueblo, sin guías y sin paraderos obligatorios. Aquí cada canción es un promotor.

Pero la música y con su psicología implícita,  muchas veces necesitan  un vehículo palpable, real, revisable y vivo, como los libros y para el caso concreto, una agenda, producto del editor, periodista, investigador e infatigable amigo Rafael Oñate Rivero, cuyo aporte al folclor vallenato, en cuestiones literarias y documentales es innegable.

Nos presenta Rafa, un homenaje  en forma de agenda, “Diomedes vive” donde en cada página  de los 365 días del año, solo encontramos buenos hechos, como cantaba el gran Diomedes, de cuya desaparición física nos cuesta acostumbrarnos en los años venideros.

No es costumbre de Tiro de Chorro, aplaudir cosas, pero se necesita ser ciego total, es decir de visión y mente para no reconocer un buen producto, de un gran cesarense. Y se eso se trata. Bastante palo hemos dado, bastante limón y miel ha corrido por páginas y programas, pero un panal de miel completo, una vez al año, jamás hará daño.

Cuando abrimos la primera página del libro-agenda, aparece un cacique vestido de banco y con él nueve señores acordeoneros que estuvieron a su lado; unos para sus pasos iniciales como “Naferito” Durán y  “Debe” López, luego llegan para su consagración como el rey de reyes “Colacho” Mendoza y “Juancho” Rois, con quienes realizó sus mejores jornadas y conquistó su gran fanaticada. Algunos como el buen “Cocha” Molina a quien el artista consideró como su pechiche familiar y otros como Iván Zuleta, De la Espriella, Franco Arguelles y Alvarito López que bebieron de ese inmenso mar de la fama por simple capricho del destino de un hombre a quien tanto quisimos y nos correspondió a punta de versos.

Luego encontramos una biografía del cantante y su discografía llena de títulos, hasta llegar a la página 12 donde el Cacique posa como lo que fue: Una gran estrella. El solo verla nos recuerda  lugares llenos, iniciando y despidiéndose, momento que nunca supimos diferenciar.

En las páginas siguientes encontramos la letra de sus primeros cantos que en silencio tarareamos y sentidos que los años 80 fueron más que felices y así en cada recorrido de sus páginas  vamos encontrando pinturas y fotografías del ídolo, con sus gestos naturales y sus sueños inmortales. El rostro de la vieja Elvira, su madre, con su mirada de herencia musical, su padre Rafael María, con su sombrero de campesino bueno y noble y al final con un mosaico de sus colegas cantantes y compositores, mostrando que el folclor es de tantos, pero pocos tienen esa carga de magia natural que algún dios entrega a sus preferidos por montones.

En cada página está un recuerdo, en cada canto hay kilos de emociones que sin importar generaciones nos transforman. Abril por ejemplo, inicia con la canción “Por no perderte” ahí asoman para los lectores, la primeras ganas de seguir y dejar lo que se estaba haciendo, para meterse en otra vaina que puede ser parranda, o la añoranza de quien se fue, pero que somos incapaces de olvidar. “El regreso del Cóndor”, “Titulo de amor” o “Yo soy mundial” ya es para llenar la sala. “Mi primera cana”, es entonces para destapar la botella más cercana, sea vino o cualquier licor, el precio es lo de menos.

Definitivamente con “El Cacique vive” el documento deja de ser papel y se convierte en algo personal, casi pasional de cada día del año “diomedista” que son todos los venideros.

Confieso que muchas agendas y de varios motivos han pasado por mis manos, pero ésta es excepcional. Un regalo para uno mismo que incluso puede compartirse sin riesgo, pero con algo de recelo porque la colección tiene el sello de la exclusividad. Diomedes Díaz, definitivamente fue único, como este producto editorial, realizado por un vallenato que como sus congéneres deja la huella en el playón en forma de corazón.

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

Con cierta razón la respuesta es dudosa al preguntar por el plato típico de Valledupar, quienes visitan  esta región. La verdad,  es una mezcla de cosas juntas porque nada está definido en vainas gastronómicas. Caso tan parecido a la política, pues ambas ciencias tienden a parecerse, aquí, -- como en muchas partes— política y estómago van muy cercanas. Carecemos de cultura política y nadie está interesado en educarnos. En Colombia creamos partidos con nombres de personas que al morir,  terminan sus “ideologías”, es decir sus fines electorales momentáneos. Del partido Liberal y Conservador quedan tan pocas cosas, que el rojo pasó a ser rosado y el azul es celeste. Otros nombres como la U, Centro Democrático, se pelean los escenarios,  pensar que apenas hace diez años eran los mismos liberales y conservadores juntos. La Izquierda es otra cosa, algo distinta, pero condimentada algunas veces con finas hiervas al humo y otras a punta de sal y limón.

Por ahora los platos fuertes en política vallenata los presentan el alcalde  Dr Socarrás que acaba de llegar de España, especializado en paella (tradúzcase Darling). Por los lados de la gobernación, la olla sigue tapada, como quien prepara un sudado a lo vallenato. Afuera los partidos ensayan diferentes platillos de colores. Y sudan.

Tuto  monje radical, es uno de ellos, ya Ape Cuello le entregó gran parte de la salsa azul, pero el religioso candidato espera guiños desde el cielo, cosa que al parecer no está clara.  Tuto en vallenato en esta ciudad de ganaderos y políticos es leche de tigre, es decir mixtura de mariscos, ají mochero, dientes de ajo, apio en trozos, jugo de limón, leche evaporada, culantro finamente picado, cebollas a la pluma, choclo sancochado desgranado, camote amarillo sal y pimienta al gusto.  Por eso  recoge en todas recetas en todas las cocinas. También en cada iglesia  donde haya pastores expertos en convenios, no en conventos. Hablar con Tuto—me cuentan- es una de las cosas más divertidas y dubitativas que existen. Ora al cielo, le consulta al altísimo y forma un nudo en el cuello que al final su intestino político termina tan delgado que puede salir un plato callejero vallenato que llaman “chinchurria”, la misma que los pobres comen libremente en la calle y que los ricos mandan a comprar a sus domesticas  dizque por  simples antojos.

Otra diversión la tienen los CD, no los de Diomedes- sino los del Centro Democrático, los uribistas,  ellos volvieron al ábaco y solo cuentan hasta cinco, que ahora llaman pilares, palabra  parecida a pilatos. Entre todos quieren preparar una empanada entre gorda y flaca al mismo tiempo, para el modelo tienen al “Ñego” Ariza, pero Faruk Urrutia que se cree el tercer hijo de Uribe, tiene sus reservas a la hora de picar la carne. Da inmenso placer escuchar a Pedro Norberto Castro hablar, antier de Mayorías Liberales, ayer del Uribismo radical y hoy de  firmaton para ser candidato. Este joven lo pueden rellenar de tantas cosas, que “el muchacho vallenato”, puede llevar su nombre en vainas gastronómicas. Carlitos Barriga, el “venaero”, tan azul ayer, como tan pilarista hoy.

Si regresamos al liberalismo las cosas tienen color de sangre como ha sido siempre, de ese ingrediente fabrican la morcilla que luego se vuelve  negra, como el diputado Esquivel, uno de los cocineros del partido. Aquí es donde más peleas hay. El “Cota” Murillo solo habla de  Guerra, tiene una película montada donde el mismo quiere obtener su Oscar, el “Luisfabianismo”, está con un pie donde Gaviria y Serpa   y el otro entre los viejos “cercharistas” de la gobernación, olvidan que ese apellido fue cambiado por sus mismos herederos, al parecer por tener condimentos contaminantes.  El veteranos Elías Ochoa, una especie de Harry Sasson, del partido, dice estar aburrido de tantas reuniones y nada de uniones, mientras tanto el gran general salvador de la patria, don Araujo Cotes, está esperando reunirse con los dos Lleras expresidentes y con López Michelsen para refundar el partido. Esa reunión debe darse lo más pronto, sino toca realizarla en el más allá. Aquí nos queda el rey Arturo con  su antorcha prendida con todas las salsas del caso. Hay llamas rojas, azules de CD, “verdes felixes” y hasta del polo amarillo en estos tiempos de colores vivos y alegres como la bandera de Colombia diversa, tan afectivos en temas de paz.

Me gustan los pronósticos callejeros, mientras definen el plato vallenato ; si llegan los Fernández que amarren el palo de mango dicen unos, de triunfar Darling aumentan y escasean los cosméticos, como el arroz actual, si es Yarime Lobo la que  asoma, el negocio de telas aumenta y si es Eliecer Salazar el soñador al bendecir de la casa de gobierno, tintes y peluquines serán producto de altísimo costo. Los congresistas nuestros siguen callados, unos por órdenes expresas, otros, como De La Peña por hablar otro idioma, muy del sur y el senador  José Alfredo, como todo ranchero, espera la mejor carne para su parrilla.

Si no hemos sido capaces de definir el plato típico de Valledupar, el plato político con ingredientes diversos, importados, transgénicos  será más difícil. Propongo con todo respeto izar la bandera de Colombia Diversa, tiene tantos colores como el arco iris, y resulta divertida. Para esos tiempos ya la Corte Constitucional habrá definido la adopción de parejas disparejas y el Consejo Superior de la Judicatura será cosas del pasado. Y pensar que varios de nuestros mejores vallenatos estuvieron ahí. Definitivamente donde hay vallenatos, quieren acabar las cosas, ese es nuestro plato favorito, acabar, no construir.

 

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

No sé en otras partes, pero en Valledupar la semana termina el viernes a las cinco de la tarde. Esta que hoy concluye trajo motivos para insistir en la vida, pero los casos de muerte de niños en dos municipios colombianos, es una tragedia más en nuestro violento país, mientras la inmensa mayoría quiere paz,  un grupillo quiere guerra eterna.

La muerte de los cuatro niños en Caquetá por el también eterno problema de la tierra es complejo. Triste. Innoble. Lastimoso. Preocupante. Y todo lo que se diga. Con los niños de Palmar de Varela, la cosa es inquietante, casos casi anunciados. En ambas tragedias las autoridades tenían conocimiento, pero aquí hay tantas leyes que no queda tiempo y decisión en aplicarlas, pero eso si bulla para cualquier tontería novelera.

Para el día a día vallenato, es más útil la muestra de las primeras encuestas políticas, las internas peleas del partido rojo, las diferencias con el azul, el resurgir del verde y el apagón de los amarillos. El Ministro Pinzón de defensa prefiere conocer de primera mano las investigaciones sobre ballenas en la Antártida, mientras nuestros soldados mueren en Santander, el Ministros de Salud no explica bien las nuevas reglas de su cartera, ni acaba con el chikunguña por ser un mal menor, el del Interior,  Cristo moderno prefiere dar su punto de vista sobre a la adopción gay, mientras la enorme tragedia social sigue haciendo estragos.

Ni que hablar del carnaval barranquillero, donde ni “Checo” Acosta ni Iván Villazón pudieron cantar y de inmediato  la prensa farandulera acosa, el par de artistas tiene 30 años de venir haciéndolo, luego que diablos si pasa una noche no  se presentan? O  se hubieran presentado?. Nada, da igual.

Pero sigamos con nuestros infantes que son el tema de hoy y siempre para bien de la humanidad. Ellos deberían ser sinónimo de felicidad, basta recordar que cuando despertamos el niño que llevamos dentro, nuestra alma se  pone de fiesta y nuestros recuerdos vuelan libres y alegres como mariposas a la orilla del rio.

Un tratado de los profesores Martín Dayle y  Margo Wilson publicado en el 2003, titulado “Homicidio” nos lleva a comprender este fenómeno, desde sus inicios históricos como el fratricidio de Caín y Abel para nuestro caso, hasta sociedades primitivas y “civilizadas” de todos los tiempos.

Para el  caso del filicidio en Palmar de Varela, donde la madre asesinó a sus propios hijos, el libro referenciado concretamente en el capítulo “Matar parientes” hay datos comportamentales sobre culturas como los bison-horn maría, de la India, hasta los ayoreo en el área fronteriza de Bolivia y Paraguay donde las madres mataban a sus hijos por motivos distintos( Hambre, deformación genética, enfermedad etc.) pero era una práctica consultada, sin olvidar con una carga moral interna, de eso nunca de hablada en el seno de sus comunidades. Era un secreto de la selva.

Para la tragedia de los niños de Caquetá, es bueno recordar—otra vez la historia-  el homicidio cooperativo de la Inglaterra del siglo  XIII, donde casos similares ocurrieron, tanto que hay estudios psicológicos, médicos y filosóficos del fenómeno.

La muerte entre familiares consanguíneos y políticos es alto, las teorías dicen que a pesar del amor que profesamos por nuestros congéneres, también son ellos los culpables de nuestros peores momentos y  la razón  porque “están ahí”, es decir, cercanos, un tema que solo los expertos demográficos y científicos sociales de distintas especialidades tratan de aclarar. No es raro entonces que esposos asesinen a esposas, como vemos casi a diario, que hermanos maten a sus hermanos y padres y madres a sus hijos, cada muerte tiene antecedentes distintos, pero viene ocurriendo desde el inicio de nuestra historia. Los venezolanos han acuñado una frase que no deja de tener detractores y defensores, ellos dicen: A la mujer no se le debe pegar ni con el pétalo de una rosa.. No es que no provoque coño!

Entonces el estudio y observación de temas actuales entre nosotros, es solo cuestión de repasar las investigaciones serias del caso, pero con nuestra educación imperfecta y débil es un sueño que apenas acariciamos. Pero hay que ser optimistas, el Sena Cesar, por ejemplo, presentó un grupo de profesores dispuestos a enseñar inglés, algo que necesitamos con urgencia, ojalá que la cosa sea real y no tan virtual como todo lo actual, la universidad del Área Andina amplía sus espacios para mejores resultados de academia. Si esto ocurre olvidaremos, ojalá para siempre a los comentaristas deportivos pensando si el técnico gusta de Falcao o no, si James mejora de un dedo o si Shasa el hijo de Shakira será futbolista como su padre, incluso los tontos faranduleros aun critican los diez años de deferencia que la barranquillera le lleva al catalán y lo trata como su tercer hijo.

Muy posiblemente seguiremos hablando de infantes, mientras los agricultores siguen preocupados por el “fenómeno del niño”, los adolescentes recuerdan a la niña “Mencha”, como fenómeno televisivo del siglo pasado.

Tiro de chorro siempre habla de cosas alegres, tratándose de niños y sus tragedias, el corazón tiene sus kilos de tristeza, no importa que el fin de semana aquí inicie el viernes.  Más solidaridad y menos fútbol, por favor.

Publicado en Edgardo Mendoza
Escrito por
Leer más ...

Visit the new site http://lbetting.co.uk/ for a ladbrokes review.

COPYRIGHT © 2012 RADIOGUATAPURI.COM

Calle 17 No. 15-67 Tel: (5) 5712371 móvil 320 549 00 99 Valledupar – Cesar – Colombia
E-mail: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Design © Lestmar Ingeniería| Radio Guatapurí. Todos los derechos reservados.